16 dic. 2011

Žižek (la post-política)

Charles Tasnadi (AP), President Richard Nixon visiting Brussels in june 1974

En la post-política el conflicto de visiones ideológicas globales encarnadas en los diferentes partidos que compiten por el poder ha sido reemplazado por la colaboración entre los tecnócratas ilustrados (economistas, especialistas en opinión pública,...) y los liberales multiculturalistas; a través de un proceso de negociación de intereses se alcanza un acuerdo con la apariencia del consenso más o menos universal. Lo político (el espacio de lucha en el que los excluidos pueden protestar contra el mal/la injusticia cometida contra ellos), excluido para lo simbólico, vuelve a lo real en forma de racismo.

(...) Lo que define la 'post-política' postmoderna es la secreta solidaridad entre sus dos caras de Jano antagónicas: por un lado, la sustitución de la política propiamente dicha  por operaciones humanitarias 'despolitizadas', por el otro, violentos estallidos de violencia despolitizada de Mal puro disfrazados de exceso étnico o de fundamentalismo religioso.

Slavoj Žižek, The lesson of Rancière, en The politics of aesthetics, Ed. Continuum, 2004.

3 comentarios:

Lansky dijo...

Zizek es también muy postfilósofo, no sé, tiene algo un poco oportunista y 'ligh', nos sé

Lansky dijo...

5 Si no se convierte en un descortés hábito de mala educación, la provocación, salvo en el Arte, donde abunda y es una simple payasada, puede ser una vía de conocimiento.

(de mi post de hoy, pero al hilo de Zizek)

Rufus T. Firefly dijo...

Tal vez por post-filósofo, pero también tiene algo de 'mediático' y de enormemente prolífico... ¿un Isaac Asimov de la filosofía?